martes, 24 de julio de 2012

Nos han quemado el bosque

Aun sale humo del suelo, la imagen nos rompió el corazón

Los últimos días han sido muy dolorosos para Eva y para mí, por culpa de un inconsciente hemos perdido nuestro querido bosque. Esto sumado a los muchos problemas de todo tipo que llevamos este año, ha sido un golpe muy duro.

En el año 2008 compramos una finca con la ilusión de construirnos una casa para hacer actividades relacionadas con la prehistoria y para disfrutar de la naturaleza. 5 hectáreas de bosque mediterráneo y bancales con olivos centenarios y almendros.

En la tarde del 19 de julio de 2012 un estúpido (Prof. Dominic Williams Rathbore) decidió hacerse una barbacoa en su masico (pequeña casa de campo) rápidamente el fuego se extendió en 150 hectáreas y afortunadamente fue controlado debido al fuerte dispositivo que se desplazó hasta la zona.

Poco más de una hectárea se nos ha salvado, pero la zona donde pensábamos hacernos la casa y el pinar está destruido.
Un pino joven convertido en un esqueleto de carbón


Las perdidas

Es difícil calcular el valor económico de estas perdidas, la finca desde luego ya no vale lo que hemos invertido, los bancales de olivos puede ser que rebroten de raíz, pero lo que la naturaleza y el hombre consiguió en años no se recuperara fácilmente. Los almendros todos muertos.

La zona de monte tenía principalmente pinar, pero también teníamos enebros, madroños, robles, carrascas, etc. La flora y el matorral era muy variado, tomillo, romero, aliagas, brezo, etc. El suelo tenía una buena capa orgánica y nos regalaba casi todos los años algunas setas.
Pinos calcinados y perdida de toda la capa vegetal, ahora hay peligro de erosión


La recuperación

Sabemos que jamás veremos en vida el monte que conocimos, pero haremos todo lo posible por recuperarlo.

Según nos han informado una empresa semipública hará las labores de limpieza, es decir cortarán toda la madera y nosotros no percibiremos dinero por ella. Nos han dicho que no podemos tocar nada.

Tenemos que esperar a ver si los olivos reviven y si brotan ramas tendremos que hacer una poda bastante fuerte para salvarlos.

En unos años volverá a crecer la capa vegetal y es posible que rebroten de raíz algunos árboles. que en 50 años es posible que la zona parezca otra vez un bosque. Con suerte y si no hay otro incendio en 200 años volverá a ser el que era.

Escaleras en muro de piedra seca


El culpable

Dominic William Un señor hijo de la Gran Bretaña, egiptologo de profesión, y su acompañante que decidieron hacerse una barbacoa, según nos han informado él no sabía que no se podía hacer fuego, pese a los muchos carteles que hay en las entradas a los caminos. Su masico no estaba asegurado y aunque hemos puesto denuncia tenemos pocas esperanzas en la justicia.

No creo que un profesor inglés de con sus huesos en la cárcel, de momento ya esta en Inglaterra mientras nosotros lloramos nuestra perdida que nadie nos devolverá. De cualquier forma a nosotros no nos satisface una pena de prisión, el mal ya está hecho y aunque endureciesen la ley siempre habrá inútiles.

Nosotros al no ser agricultores y no tener seguro agrario no percibiremos nada.

Ahora nos queda el recuerdo de estos años cogiendo olivas, almendras o madroños, paseando entre los arboles y durmiendo algunas noches bajo las estrellas.